Tesla Model S, el coche que se adapta a nuestro estilo de vida

Debido a mi trabajo debo realizar varios viajes al año. Por ejemplo, cada año en el mes de marzo, me desplazo a París desde Ciudad Real, donde resido. Casi 1.500 kilómetros de ida y otros tantos de vuelta que siempre me ha gustado hacer con mi coche.

Hace unos meses adquirimos un Tesla Model S 75D y pensé que este viaje largo era el mejor momento para estrenar el vehículo. Con el coche recién entregado queríamos probar todas sus opciones: el Autopilot, los Supercargadores, los establecimientos con Carga en Destino… Antes de comenzar el viaje ya sabíamos que la carga en ruta no iba a ser ningún problema, ya que teníamos numerosos puntos en el camino y eso nos animó a estrenar nuestro coche rumbo a París.

Mi mujer me acompañó en el viaje. Era la primera vez que probábamos un Supercargador y cuando hicimos la primera parada nos asombramos de la gran velocidad a la que cargaba. En tan solo 20 minutos ya teníamos 250 kilómetros adicionales. Los tiempos de carga son rapidísimos y nos permitían continuar el viaje tras haber estirado las piernas o hecho una pequeña parada para comer algo.



Además, durante este viaje hemos descubierto el potencial del Autopilot. Nos sorprendió su comportamiento excepcional en todo el trayecto, independientemente de que hubiera zonas con tráfico denso, lluvia, viento, obras… Realmente nos ha parecido que el Autopilot aporta muchísima seguridad y confort en los viajes en carretera.

Tras nuestro viaje de ida y vuelta y casi 3.000 kilómetros recorridos, tenemos muy claro que nuestro Model S 75D es perfecto para el 100% de los desplazamientos que hacemos y es el coche principal de la casa, ya que se adapta a nuestro estilo de vida. Tanto cuando hacemos viajes largos, gracias a las redes de carga de Tesla, como en nuestro día a día. Los Supercargadores y la Carga en Destino son elementos importantísimos, ya que da igual el destino o la ruta que elijas, siempre tienes una alternativa que te permite continuar el viaje sin grandes paradas.

Algo también muy importante para nosotros es que desde que adquirimos el Model S tenemos una preocupación menos en nuestro día a día, ya que cada mañana que nos levantamos tenemos el coche totalmente cargado y listo para iniciar la marcha, resultando mucho más cómodo y ahorrándonos el tiempo de pasar por una gasolinera.

COMPARTIR