Obtención de la autonomía máxima

Factores que afectan al consumo de energía

Durante la conducción:

  • Velocidad de conducción elevada.
  • Condiciones ambientales como el frío, el calor y el viento.
  • Uso de los controles de climatización para calentar o enfriar la cabina.
  • Desplazamiento cuesta arriba: Conducir cuesta arriba requiere más energía y reduce la autonomía del vehículo con mayor rapidez. Sin embargo, conducir cuesta abajo permite que su vehículo recupere una parte de esta energía utilizada gracias al freno regenerativo (consulte Freno regenerativo).
  • Viajes cortos o tráfico con paradas constantes: Se necesita energía para calentar la cabina y la batería a una temperatura específica al arrancar el vehículo. Notará un consumo medio mayor cuando utilice su vehículo para viajes muy cortos o en situaciones con mucho tráfico.
  • Carga pesada.
  • Ventanillas bajadas.
  • Ruedas y neumáticos sin mantenimiento.
  • Configuraciones personalizadas o accesorios de terceros (portaequipajes de techo o traseros, ruedas de terceros).

Durante el estacionamiento y sin conexión a cargador:

  • Preacondicionamiento de la cabina o uso de los controles de climatización.
  • Convocar.
  • Sistema de control de climatización e infoentretenimiento del vehículo.
  • Modo centinela.
  • Solicitudes de aplicaciones móviles de Tesla o de terceros.

Consejos para maximizar la autonomía

Aumentar la autonomía del vehículo es tan sencillo como seguir los mismos hábitos de conducción que utiliza para ahorrar combustible en un vehículo de gasolina. Para conseguir la máxima autonomía:

  • Conduzca más despacio y evite una aceleración rápida y frecuente. Puede utilizar el Modo Relax (toque Controles > Pedales y dirección > Aceleración) y la Asistencia de velocidad (consulte Asistencia de velocidad) para ayudarle a controlar su aceleración y velocidad.
  • Si es seguro, module el pedal del acelerador, en lugar de utilizar el pedal de freno al frenar gradualmente. Cuando circule en el Model S sin pisar el acelerador, el freno regenerativo reducirá la velocidad del vehículo y devolverá el excedente de energía a la batería (consulte Freno regenerativo).
  • Limite el uso de los recursos, como la calefacción y el aire acondicionado. El uso de la calefacción de los asientos y del volante tipo yugo (según equipamiento) como fuente de calor es más eficaz que calentar la cabina con los controles del climatizador.
  • Con el vehículo enchufado, utilice la aplicación móvil para preacondicionar el vehículo y asegurarse de que la cabina estará a una temperatura agradable y con las ventanillas descongeladas (si fuera necesario) antes de conducirlo; para ello, toque > Encender y personalice sus preferencias (consulte Aplicación móvil).
  • Toque Programar, disponible tanto en la pantalla de carga como en la de control de climatización, para establecer la hora a la que desea que el vehículo esté listo para su conducción (consulte Carga y salida programadas).
  • Asegúrese de que las ruedas están alineadas según las especificaciones, que los neumáticos se mantienen a la presión de inflado recomendada (consulte Cuidado y mantenimiento de los neumáticos), y que se rotan cuando es necesario (consulte Mantenimiento).
  • Retire la carga innecesaria para reducir el peso.
  • Eleve completamente las ventanas.
  • Las funciones como el Modo centinela y la Protección de sobrecalentamiento de la cabina pueden afectar a la autonomía. Desactive las características cuando no las necesite.
  • Para evitar un consumo excesivo de energía cuando el vehículo esté a ralentí, manténgalo enchufado si no lo está utilizando.
  • Minimice el uso de cargadores de CC (por ejemplo, Supercargadores) para conseguir un estado óptimo de la batería.

Es normal que la autonomía estimada disminuya ligeramente durante los primeros meses antes de estabilizarse. Con el tiempo, es posible que se produzca una disminución gradual, pero natural, de la autonomía a plena carga; esto depende de factores como la regularidad de la supercarga o el kilometraje y la antigüedad de la batería. Su Model S le informará en el improbable caso de que un problema del hardware esté provocando una degradación excesiva de la batería o de la autonomía.

Seguro de autonomía

La autonomía de conducción que se muestra en el Model S se basa en la energía restante estimada de la batería y el consumo estimado por la EPA. No tiene en cuenta sus patrones de conducción personales ni las condiciones externas. La autonomía que se muestra en el panel de instrumentos puede reducirse más rápido que la distancia real recorrida.

Model S ayuda a evitar que se quede sin energía. El vehículo controla permanentemente su nivel de energía y la proximidad a las ubicaciones de carga conocidas.

Icono de un rayo
Toque Cargadores en la barra de búsqueda de navegación para alternar entre tipos de cargadores, incluidos los Supercargadores y los sitios de carga en destino.

Cuando existe el riesgo de que usted conduzca más allá de las estaciones de carga conocidas, la pantalla táctil muestra un mensaje sugiriéndole mostrar una lista de todas las estaciones de carga dentro de su autonomía. Cuando se selecciona una ubicación de carga en la lista, el Model S ofrece instrucciones de navegación y la lista detallada de instrucciones muestra la cantidad prevista de energía restante que tendrá cuando llegue al destino de carga.

El Planificador de ruta le guía a las ubicaciones de Supercargadores para que pueda minimizar el tiempo que pasa cargando y conduciendo. Para activarlo, toque Controles > Navegación > Planificador de ruta (consulte Planificador de ruta).